Agua de rosas – Para qué sirve, cuáles son sus beneficios y cómo hacerla

El agua de rosas es un maravilloso principio activo con beneficios cosméticos: previene el envejecimiento prematuro, hidrata la piel y promueve la cicatrización.

Esta agua lleva utilizándose desde tiempos ancestrales como tónico natural, en la alimentación y en rituales propios de la época, debido al agradable aroma de las rosas. Además, cuenta con una serie de propiedades que verás más abajo.

agua-de-rosas

En este artículo no solo aprenderás para qué sirve el agua de rosas, sino también cómo se hace este fluido milenario para beneficiar tu piel y darle el cuidado que se merece. Comencemos aprendiendo más acerca de sus propiedades.

Conociendo a fondo los beneficios de las rosas

  • Astringente. Es un remedio natural para las inflamaciones oculares. Elaborando una infusión se obtendrá un alivio casi al instante.
  • Digestiva. Una forma efectiva de reducir el estreñimiento es añadiendo a tu plato unos pétalos de rosas, ya que poseen acciones depurativas en el tracto gastrointestinal. Hay muchas recetas en las que puedes usar las rosas: desde la preparación de un té hasta en guarniciones y ensaladas.
  • En el cutis. Tu dermis se verá ampliamente beneficiada tras el uso del agua de rosas, ya que retrasa la aparición de arrugas, es cicatrizante y su esencia te embriagará.
  • Disminuye los síntomas de la gripe. Antiguamente, para curar los catarros, se empleaba el fruto que se obtiene a partir de los rosales. Lo que se hacía era cocerlo todo, con las semillas, posteriormente se colaba y se bebía el agua tibia.

¿Para qué sirve el agua de rosas?

  • Para calmar los dolores de cabeza. Simplemente impregnando un paño con agua de rosas y dejando que actúe en la frente, aliviarás este síntoma y te relajarás con su aroma.
  • Relaja, debido a la suavidad de su perfume.
  • Combate las estrías rojas. En cambio, las de color blanco son más difíciles de eliminar. También es beneficiosa contra las manchas.
  • Antioxidante. Es rica en vitaminas C y E, por lo que previene la acumulación de radicales libres en la piel, estimula la producción de colágeno y suaviza las líneas de expresión características de la edad.
  • También es rica ven vitamina B y pectina, lo que la convierte en un buen tónico para la limpieza facial profunda y la eliminación de puntos negros.
  • Descongestionante. Sirve para aliviar las zonas del rostro más cansadas como las ojeras y las bolsas. Se recomienda aplicar unas gotas por la mañana y por la noche.
  • Antimicrobiana. Muchos limpiadores integran el agua de rosas porque resulta eficaz para combatir el acné, los granos y las espinillas, a la vez que te perfumas con el tónico.

¿Cómo hacer agua de rosas casera y natural?

como-hacer-agua-de-rosas

Como verás más adelante, es muy sencillo. Primero reúne todos los ingredientes y utensilios necesarios.

  • Agua desionizada o destilada (200 ml).
  • Pétalos de rosas (200 g). Los pétalos que emiten una fragancia de mayor calidad son los de las rosas rojas. A lo mejor te resulta complicado recolectarlos por tu cuenta. En tal caso, puedes acudir a un herbolario o a un centro de venta de productos de belleza para comprarlos.
  • Envase de vidrio que se puede cerrar herméticamente.
  • Olla o cacerola.

Ahora, sigue el procedimiento de elaboración paso a paso.

  1. Añade a la cacerola los 200 ml de agua destilada, un ingrediente que puedes comprar en cualquier supermercado o farmacia a bajo precio. Este es el tipo de agua que se emplea en cosméticos, no vale del grifo ni embotellada para beber.
  2. Pon ls ´pétalos de las rosas.
  3. Calienta la mezcla a máxima potencia hasta que empiece a hervir.
  4. Una vez esté hirviendo, baja la potencia del fuego.
  5. Durante la ebullición, mantén el recipiente tapado, ya que en el gas que se desprende es donde se encuentra el aceite esencial de las rosas. Si los dejas escapar, perderás gran parte de sus propiedades.
  6. Deja la mezcla al fuego 9 minutos.
  7. Espera a que infusiones 60 minutos sin levantar la tapa.
  8. Cuela el agua de rosas para deshacerte de los pétalos, deposítala en el envase de cristal, ciérralo bien y guárdalo en la nevera. A partir del día siguiente, podrás aprovechar todos sus beneficios.

¡Ya tienes preparado tu tónico! Ahora podrás lavarte cada mañana con él para prevenir el envejecimiento de la piel, descongestionar las bolsas y regular la grasa facial.

Esta receta es útil para todo tipo de pieles (grasa, seca, mixta, acneica…). Antes de consumirla por vía oral, visita a un médico.

Relacionado:

Imagen de ndtv.com. Si te ha servido este artículo sobre el agua de rosas, a continuación te recomendamos leer más en la sección de remedios caseros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*