Mascarilla de arroz molido: cómo hacerla y todos sus beneficios

El arroz molido es uno de los mejores exfoliantes faciales que existen a día de hoy. Sus granos se deshacen de las células muertas, y el agua de arroz proporciona un efecto reafirmante a la piel del rostro, hidratándola y rejuveneciéndola.

Regenerar la dermis es posible. Obviamente, en cosmética no hay milagros, pero sí existen remedios caseros para darle un aspecto más joven, elasticidad e hidratación. Y una de las maneras más efectivas es la mascarilla de arroz, también llamada mascarilla japonesa. En este artículo te contamos cómo hacerla para la cara, para qué sirve y qué beneficios obtendrás de ella.

¿Para qué sirven la harina y el agua de arroz en el rostro?

mascarilla de arroz para el cutis

No es ningún secreto el dineral que suponen las cremas, sérums y cosméticos en general. Nos gastamos mucho dinero si sumamos a final de año. Pero, si dedicas algo de tiempo, tú misma puedes elaborar tus propios tratamientos en casa con principios activos naturales similares. Los resultados a lo mejor no serán los mismos, porque ellos saben enfocar un cosmético a determinado tipo de piel o edad, sin embargo, los remedios caseros son muy efectivos y aquí te contamos varios secretos.

Aquí ya te hemos contado de muchas mascarillas como la de miel, la de aguacate o la de avena. En este caso veremos cómo usar el arroz molido para beneficiar a tu belleza. Seguramente no se te había ocurrido, pero este tratamiento japonés es ideal para cuidar el rostro por las siguientes razones.

  • Contiene vitamina B. La vitamina B es un nutriente esencial en el cuidado de la piel, las uñas y el pelo. Promueve la renovación celular, y las dota de resistencia frente a inclemencias climáticas.
  • Hidratante. Una mascarilla con arroz y miel sirve para eliminar las células muertas, pero si la preparas con miel, proporcionará hidratación a la piel junto al agua de arroz.
  • Antiedad y reafirmante. El inositol es la molécula presente en el cereal de Oryza sativa es la encargada del efecto antiarrugas, que regenera la piel estimulando la circulación sanguínea por todo el rostro.
  • Tonificante. La mascarilla de arroz para la cara, rica en inositol, da elasticidad al cutis, frenando los signos de la edad y cuidando su salud.
  • Exoliante. Al igual que la avena o la arcilla, esta máscara exfolia la piel retirando los puntos negros. A veces, se combina con ácido pítico, un must en limpieza facial.
  • Para el acné. Elabora una mascarilla de esta semilla con limón para pieles grasas. Si tienes acné, la harina de arroz y el limón regulan el sebo que secretan los folículos de la dermis, causando infecciones cuando no se limpia debidamente. El limón ayuda a resecar los granitos, mientras que el cereal molido los exfolia, consiguiendo una tonificación, así como una disminución de las manchas en la piel.

> Descubre también para qué sirve el agua de arroz <

¿Cómo hacer una mascarilla de arroz para la cara?

Una vez explicados los beneficios de la mascarilla de agua de arroz para aclarar la piel, un producto con vitaminas antioxidantes y antiedad, conocerás cómo hacerla para aplicarla todas las semanas. Aunque lograrás grandes resultados de una forma económica, si quieres, después del tratamiento utiliza tu cosmética natural tradicional para dar un extra de hidratación.

Ingredientes necesarios para elaborar la mascarilla

arroz y miel para la cara

Veamos qué ingredientes se necesitan las mascarillas de arroz.

  • La semilla de la misma planta. Lo puedes comprar en cualquier supermercado, tienda de alimentación. No te recomendamos que sea ecológico, puesto que los sellos lo único que hacen es encarecer el producto, además, un certificado ecológico sí permite emplear pesticidas (y quien diga lo contrario, que se lea la normativa europea). Con un par de cucharadas es suficiente.
  • Agua mineral natural, preferiblemente de mineralización débil.
  • Si tu piel es muy seca, una cucharadita de miel.
  • Si tienes el cutis graso, unas gotas de limón.
  • Cualquier otro ingrediente al que estés acostumbrada y te agrade, como avena, aloe vera, aguacate, jalea real o aceite de almendras dulces.

Modo de preparación

Vamos a explicar uno de los diferentes métodos que existen, es el más efectivo de todos.

  1. En primer lugar, debes cocer el arroz en una cacerola. Nos interesa que esté recién hecho para aprovechar todas sus ventajas. Pon el agua a hervir y déjalo cocer durante 10 minutos aproximadamente.
  2. Separa el arroz del agua con un colador, pero no tires nada.
  3. Pon el cereal en un bol, agrega la miel, el limón, copos de avena, aguacate o lo que hayas escogido.
  4. Remuévelo todo hasta que quede una mezcla homogénea.
  5. Limpia tu piel previamente a la aplicación de la mascarilla. Si no sabes cómo, aprende aquí a hacer una limpieza facial casera y profesional paso a paso.
  6. Extender la mascarilla de arroz por la piel, sin tocar el contorno de ojos.
  7. Espera entre 20-25 minutos.
  8. Retirar con agua abundante y, cuando te la hayas quitado del todo, coge el agua de arroz para volver a limpiar y tonificar el rostro. Servirá para blanquear la piel y reducir las manchas del acné.
  9. También puedes usarla para el cabello. En el pelo obtendrás firmeza, desencrespa, arregla las puntas y nutre el cuero cabelludo.

Emplea este tratamiento una o dos veces por semana. Sus beneficios se notarán al cabo de los 20 días.

Relacionado:

Imágenes de mundoremedio.com y naturalguru.net. Si te ha resultado interesante este artículo sobre la mascarilla de arroz, ahora te sugerimos leer otros relacionados en la sección de remedios caseros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*